Pollo al horno con chimichurri

Prepara una deliciosa salsa de consistencia totalmente líquida y distinguida.

0 2

Si lo que quieres es condimentar tus carnes asadas o tus pollos al horno con una salsa de consistencia líquida con hierbas aromáticas, tu mejor opción es la salsa característica de Rio de la Plata, Argentina.

Una salsa de consistencia totalmente líquida y distinguida a base de ajo, ají molido o seco, sal, aceite, vinagre y otros ingredientes que le darán el toque ideal a tus carnes asadas y en este caso, a un delicioso pollo al horno con esta divina salsa de chimichurri que te dejará con ganas de chuparte los dedos.

Sigue leyendo este post en nuestra web de recetas para que impresiones a tus familiares con un plato digno de un divino placer a sus paladares.

Lo primero que deberás hacer será tener tus ingredientes a la mano basados en:

  • ½ de perejil totalmente fresco y picado en trozos pequeños.
  • Orégano fresco y cortado, en este caso necesitarás dos hojas.
  • Dos cucharadas de aceite de oliva.
  • Una cucharada completa de vinagre del vino tinto de tu preferencia.
  • Necesitarás dos dientes de ajo bien picados.
  • Una cucharadita de sal, con una cucharada de postre estará bien.
  • Una pizca de pimienta negra recién molida. La pimienta negra nos dará ese toquecito picante distintivo que a muchos les gusta.
  • Para este pollo asado necesitarás aproximadamente tres libras de pollo entero que equivaldrían a 1.30 kg.
  • Una cebolla grande picada en rodajas.

Y no lo olvides, deberás reservar el caldo de tu pollo porque necesitarás ½ taza de dicho caldo.

Una vez que tengas todos tus ingredientes pon manos a la obra y sigue los siguientes pasos:

Paso 1

Para realizar la distintiva salsa de chimichurri para este platillo deberás mezclar en un bowl las dos cucharaditas de aceita de oliva, el orégano fresco y cortado, vinagre, los dos dientes de ajo bien picados, la cucharadita de sal y agregarás también hojuelas de pimiento negro; ahora solo deberás combinar y fusionar muy bien todos estos ingredientes.

Paso 2

Una vez listo y mezclado tu chimichurri deberás colocar tu pollo en una tabla de cortar; meticulosamente con tijeras de cocina procede a retirar la piel del pollo con delicadeza y toma el bowl con tu chimichurri. Ahora lo que deberás hacer será bañar o impregnar tu pollo con la salsa previamente lista.

Una vez tu pollo esté completamente bañado con el chimichurri envuélvelo por completo con una envoltura de plástico y resérvalo en el refrigerador durante 24 horas para que todos los ingredientes impregnen el pollo en su totalidad.

Paso 3

Antes de llevar tu pollo al horno deberás permitir que la refrigeración desaparezca de él y una vez coja temperatura ambiente, podrás proceder a hornearlo.

Paso 4

Coloca el horno a 450 grados F.

Paso 5

Mientras que el horno va cogiendo la temperatura ideal deberás frotar en todo tu pollo una cucharada de aceite de oliva condimentada con sal y pimienta.

Ahora, busca la cebolla grande cortada en rodajas y pásala por un sartén de hierro fundido.

¿Y qué hay del caldo del pollo? Prepárate para el elixir de olores y vierte el caldo del pollo sobre la cebolla colocando el pollo completamente condimentado en la mezcla de caldo y cebolla.

Paso 6

Con tu horno listo en 450 grados F, mete el pollo y permite hornearlo durante unos 45 minutos hasta que te des cuenta que el rosado de sus huesos, desapareció.

Si quieres estar completamente seguro te recomendamos que tengas a la mano un termómetro de cocina, insértalo en la parte más gruesa del pollo y fíjate que indique 165 grados F.

Lleva tu pollo a un área donde el aire transcurra fluidamente y luego de unos 10 minutos… ¡Coge una buena copa del vino de tu preferencia y disfruta de tu pollo al horno en salsa de chimichurri!

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.